Cosas que salieron como no deberían pero terminaron volviéndose geniales

Imagen de Mitzi Arlene
Mitzi Arlene 05/05/2017 0 visitas

Diariamente tenemos la gran suerte de seguir vivos, de que todo en nuestro cuerpo funcione correctamente y como debería, que nuestro corazón siga bombeando sangre, que nuestros pulmones sigan respirando como deben, que el cerebro haga todas las funciones que le corresponden… Porque algo podría salir mal. En definitiva algo podría ir mal y arruinar todo.

Así como todas estas cosas que te presentamos hoy, que salieron mal, salieron como no deberían y a pesar de que debieron haberse convertido en un desastre, lo malo tuvo su lado bueno y lo que salió mal o como no debería haber salido al principio, tuvo un desenlace aún mejor y más sorprendente.

Todo puede salir mal, como bien dice la ley de Murphy, si algo puede salir mal, seguramente va a salir mal, pero tal vez de esa metida de pata o malfuncionamiento, algo se pueda rescatar y convertirlo en algo mucho mejor y más genial que lo que debió ser al principio.

1. naranja mutante.

naranja mutante.

Crédito: EMGN.

Un perfecto cuarto de naranja y 3/4 de lo que parece ser una toronja.

2. Bote de pegamento.

Bote de pegamento.

Crédito: EMGN.

Literalmente, este es un bote de pegamento.

3. Rayo en el golf.

Rayo en el golf.

Crédito: EMGN.

Un rayo hizo de las suyas y creó un bonito patrón en el césped.

4. Largo M&M.

Largo M&M.

Crédito: EMGN.

¿Cuáles son las probabilidades que te toque un chocolate tan especial como este?