Reglas básicas que cualquier mujer debe seguir a la hora de usar leggins

Publicidad

Es normal que las personas quieran verse a la moda. Ver un outfit que está siendo usado por famosos y famosas y pensar en como nos quedaría es algo que le pasa a casi todas las mujeres. Uno de las prendas que más auge ha tenido en los últimos años son los tan amados y odiados leggins.

Aunque muchos lo odien, llegaron para quedarse. Es normal salir a la calle y ver a muchas mujeres utilizando leggins de todos colores y estilos. Esta prenda nos hace sentir a la moda, es versátil, la pueden usar mujeres de cualquier edad y son muy cómodos, pero hay que reconocer que es muy difícil de lucir. Por lo que sin lugar a dudas podemos decir que no a todo el mundo le queda bien esta prenda.

Debido a esto les traemos una lista de tips que debes considerar antes de utilizar leggins, recuerda lo más importante, hay que aprender cuando decir adiós a lo que no nos queda bien. Si tienes amigas que se ven fatal con los leggins te recomendamos que les compartas esta información.

Publicidad

1. Utiliza ropa interior del mismo color.

Utiliza ropa interior del mismo color.
1
-1 Votes

Crédito: Actitud Fem.

No porque sean de un color obscuro taparán lo que hay abajo, ¡si crees eso estás en un error! Además, nunca compres de mala calidad porque parecerá que traes medias.


2. Mídetelos antes de comprarlos.

Mídetelos antes de comprarlos.
1
-1 Votes

Crédito: Actitud Fem.

Tal vez creas que los leggins por ser unitalla te quedarán a la perfección, pero no es así. Es recomendable que te los pruebas antes de cometer un gran error, pues a veces no se ven igual puestos que en el gancho.


Publicidad

3. Las medias no son leggins.

Las medias no son leggins.
1
-1 Votes

Crédito: Actitud Fem.

Las medias son demasiado delgadas por lo que no dejarán nada a la imaginación. Vamos, ¡es sentido común!


4. Los leggins no son ropa deportiva.

Los leggins no son ropa deportiva.
1
-1 Votes

Crédito: Actitud Fem.

No los utilices para ir al gimnasio, sabemos que son cómodos, pero pueden hacerte pasar por una gran pena si se mojan por el sudor o son demasiado trnaslúcidos, ¡ten cuidado!